“No somos víctimas de las circunstancias, nosotros creamos nuestras propias circunstancias…”

La superación y la motivación personal son las claves para alcanzar el éxito y tener una vida feliz, próspera y productiva. Hoy queremos enseñaros un ejemplo de auténtica motivación personal y queremos hacerlo con la película “El Lado bueno de las cosas”. Se trata de un film dirigido por David O’Russell en el que combina la comedia con el drama. Pat y Tiffany, los protagonistas de la historia, tratan de reconstruir y redirigir sus vidas tras una serie de episodios agónicos.

En el caso de Pat, nos encontramos con un hombre que sufre un trastorno de bipolaridad y al que mandan a un psiquiátrico después de que intente agredir al amante de su mujer. Durante todo el film el optimismo y la superación personal imperan en su conducta, cuyo único objetivo es volver con su mujer. Sin embargo Tiffany se cruzará en su camino.

Tiffany es despedida de la empresa en la que trabaja por acostarse, tras la muerte de su marido, con toda la plantilla. Cruzarse con Pat le abrirá los ojos y le enseñará a superar sus miedos, a seguir adelante.

Ambos trabajarán juntos y se apoyarán para dejar atrás sus pasados trágicos y las circunstancias que les llevaron a estar en esa situación. La superación y la motivación personal se convierte en protagonista junto a ellos en la película.

El título en inglés es Silver Linings Playbookes, una alusión clara a un antiguo dicho inglés -”Every cloud has a silver lining“- que quiere decir que en cualquier situación trágica puede encontrarse siempre algo positivo; siempre se puede ver la botella media llena.

Concluimos con que no tenemos por qué resignarnos a las circunstancias que nosotros mismos hemos creado sino que tenemos que aprender de todas ellas y superarnos.

Trailer: “El lado bueno de las cosas”